Sanando la Tierra

Huían de robar una iglesia y los partió un rayo