Sanando la Tierra

No nos van a atrapar – Estamos en una misión de Dios

26 noviembre, 2014 | adm | Iglesia y Ministerio

Pat Robertson

“No nos van a atrapar – Estamos en una misión de Dios” decían mientras la policía los seguía-quizás Elwood Blues estaba bien en los «Blues Brothers» – Pat Robertson dice – Dios es “OK” con el exceso de velocidad –

El exceso de velocidad puede ser una violación de la ley del hombre, pero bajo la ley de Dios, es totalmente “Cool” mientras no haga daño a nadie, dijo el famoso tele-evangelista.

Hablando en su programa «The 700 Club» en ABC Family, Robertson respondió a una espectadora que escribió para preguntar si ir a exceso de velocidad era un pecado.

«Pat, ¿es un pecado pasar constantemente el límite de velocidad? Mi marido insiste en acelerar aun cuando está en tiempo,» dijo la espectadora identificada como Nora en un clip publicado en YouTube por Raw Story. «En los últimos dos años, ha tenido cuatro multas por velocidad y nuestro seguro ha subido. No siente que a Dios le importa si aceleramos. ¿Qué le parece?»

Si Nora esperaba que Robertson le dijera a su marido de pisar el freno, se fue decepcionada.

El predicador dijo que a él mismo le gusta acelerar, solía tener un 450 CV Corvette y ahora tiene un coche con motor de 650 caballos de fuerza. También se jactó de alcanzar las 200 mph.

«¿Es un pecado? Creo que es un pecado hacer daño a alguien. Creo que es un pecado conducir imprudentemente», dijo Robertson.» Veo a estos payasos alrededor en medio del tráfico pesado. Cuando conduzco en la ciudad, conduzco muy lentamente – mi esposa siempre está diciendo: «Ve más rápido.»

Robertson dijo que todo se reduce al efecto que su conducción tiene sobre los demás.

«Si su conducción pone en peligro a otras personas, estás pecando, no hay duda al respecto», dijo Robertson. «Pero en un tramo abierto de carretera, usted va a Texas, creo que algunas áreas no hay límite de velocidad en absoluto.»

El resultado final: «No poner en peligro a nadie más con la forma en que conduce un coche.»

www.huffingtonpost.com

¿Qué te parece?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *