Sanando la Tierra

La experiencia cercana a la muerte de Heidi

25 marzo, 2014 | adm | Insólito

el paso cercano a la otra vida

La fundación NDERF cuenta la experiencia cercana a la muerte de Heidi junto con muchas otras experiencias de personas que voluntariamente comparten en su sitio el paso cercano a la otra vida: www.nderf.org

Esta es su historia:

“Mi experiencia cercana a la muerte ocurrió después de dar a luz a mi tercer hijo. Después de dar a luz a mi hijo la enfermera y el médico no podían extraer la placenta y se requeriría la extracción manual.

Antes de ir al quirófano el anestesista me dio nitroglicerina debajo de la lengua. En el quirófano me dieron anestesia general y los dos combinados provocaron que tuviera una reacción adversa.

Recuerdo haber estado en la sala de operaciones en la camilla pensando para mis adentros cómo se veía el quirófano estéril y frío. No se veía como me imaginaba que sería.

Era todo de acero inoxidable y muy pequeño. A medida que el anestesista estaba colocando la máscara en la cara para administrar la anestesia, mi único pensamiento era que tenía que estar despierta. La siguiente cosa que recuerdo es despertar en la más hermosa luz blanca cálida, dorada.

Me bañé en ella. La calidez que sentí fue indescriptible. Recordé cuando yo era pequeña y estaba con mi abuela en la casa del abuelo. Cuando me quedaba a dormir en su casa siempre me dormía más profundamente y de manera pacífica.

Me sentí segura, cálida y sin peligro.

Solo que la luz y el calor que sentía eran un millón de veces más maravilloso.

Me sentí como si estuviera envuelta en alas del ángel. No tenía un cuerpo físico como antes. Estaba rodeada de los seres queridos y otros seres, se sentían como los ángeles y los santos. Yo no podía ver, pero percibí que allí me rodeaban.

Seguí recibiendo tres mensajes telepáticamente: No dejaba de oír que yo era amada incondicionalmente, que las cosas serían siempre a la manera que se supone que deben ser y que todo siempre estaría bien. Yo sabía que mi esposo, familia, amigos y mis hijos estarían bien.

Yo sabía que siempre iba a estar bien.

Yo sabía que si no volvía todo estaría bien que todo sería siempre de la forma en que se supone que es.

El amor, la paz, la alegría, la felicidad y el amor incondicional que sentía eran indescriptibles. Me sentí como si estuviese en casa. No hay palabras o emociones para articular para describir lo que estaba sintiendo y experimentando.

Lo siguiente que recuerdo es cuando el médico me dijo con enojo que despierte. Su voz era severa y alta. Recuerdo la sensación de frío y que me sentía irritada con el médico. Una vez que estuve de vuelta en mi cuerpo y totalmente despierta yo estaba enojada – Yo quería ir a casa. A la mañana siguiente, en la sala de recuperación, le dije a mi ex marido acerca de la experiencia y él abrió los ojos.

Decidí en ese momento que él no dijera nada de lo que me pasó. Un administrador del hospital entró en mi habitación por la tarde que se miraba oficial en su traje y corbata llevando su gafete de identificación, él se presentó y me preguntó si me acordaba de algo.

Le dije que no, tomó algunas notas, me agradeció y se fue. Tuve al nuevo bebé y a los otros dos niños pequeños que cuidar y amar. Yo estaba feliz, pero al mismo tiempo yo estaba triste y enojada porque quería volver.

No se me dio la opción de quedarme o volver y yo quería ir a casa. Me sentía culpable, pero sabía que todo era exactamente la forma en que debería ser y seguí adelante con mi vida.

No fue sino hasta nueve años más tarde, y muchos cambios importantes de la vida que me di cuenta de cómo era profunda y especial mi experiencia. Fue un regalo de Dios…”

Ella es una de las muchas personas que tuvieron experiencias similares como el caso de Cristal McVea:

Cristal McVea, escéptica que murió y habló con Dios

Esta es la historia de Crystal McVea, escéptica que murió y habló con Dios, ella dice que siempre fue a la iglesia, pero en su corazón, ella nunca estaba realmente convencida de la existencia de Dios.

Eso cambió cuando ella dice que tuvo una experiencia cercana a la muerte que la trajo cara a cara con su creador.

La ex escéptica Crystal McVea afirma que ella murió y fue al cielo y describe lo que Dios le dijo:

En su libro, «Waking Up in Heaven», McVea detalló su experiencia de muerte como resultado de complicaciones de la pancreatitis. Durante acometidas de los médicos para salvarla, la esposa y madre de cuatro hijos, dice que ella ascendió al cielo, se reunió ángeles e interactuó con Dios…

Vea más en nuestro artículo: sanandolatierra.org

Otro caso fue el de Brian Miller:

Brian Miller casi muere y afirma que viajó al cielo

Un hombre de Ohio, Brian Miller casi muere y afirma que viajó al cielo durante una Experiencia Cercana a la Muerte y le dijo a Megyn Kelly cómo esto ha cambiado su vida.

Brian Miller, de 41 años de edad es un hombre de Ohio que afirmó haber viajado al cielo durante una reciente experiencia cercana a la muerte según le dijo a la presentadora de televisión Megyn Kelly.

«Esto me hizo querer estar con mi familia, ir más despacio yo mismo, tomar mi tiempo y mirar por mi salud para seguir mejorando», dijo.

Miller, quien casi muere cuando su corazón entró en una arritmia mortal, dijo a Kelly que él espera que su experiencia envíe un mensaje a los no creyentes.

«Yo siempre he creído en el Señor, y después de la vida y todo eso», dijo. «Lo más importante es que quería compartir la historia a las personas que no son creyentes en esas cosas.»

Miller dijo que iba a la iglesia cuando era niño, pero no ha sido un feligrés activo desde que se casó. Él, sin embargo, mantenía la creencia en Dios y el cielo – y él está esperando que su historia inspire a otros.

Vea la historia de Miller en nuestra página: sanandolatierra.org

¿Qué te parece?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *