Menu

Jesús, ¿murió como mártir o como salvador?

En esta Pascua, Billy Graham dice: “Jesús no murió como mártir, sino como salvador”.

En los días previos a la Pascua, el famoso predicador explica la importancia de la muerte y resurrección de Jesús a favor de la humanidad.

Esta semana es especial para muchos cristianos porque celebran el Viernes Santo.

Pero muchos lo celebran por tradición sin entender que Jesús no fue solo un mártir.

Los cristianos recordamos en este día la crucifixión de Jesucristo y su muerte en el Calvario.

En un artículo publicado el miércoles pasado en el Daily News (1), el anciano evangelista explica cuán importante es la muerte y resurrección de Cristo.

Jesús no murió como mártir, sino como salvador

“Para los cristianos, la muerte de Jesús es uno de los eventos más importantes de la historia.

En Gálatas 6:14, Pablo declaró:

‘En cuanto a mí, nunca me gloríe, sino en la cruz de nuestro Señor Jesucristo. Por quien el mundo está crucificado para mí y yo para el mundo’ “, dijo Graham.

¿Que determina que la muerte de Jesús sea un evento fuera de lo común?

El evangelista explica que, en primer lugar, es importante debido a su naturaleza – Jesús era Dios en forma humana.

“A lo largo de la historia, muchos tiranos y megalómanos proclamaron su divinidad. Pero sólo Jesucristo era verdaderamente Dios que vino del cielo y volvió al cielo”, dice el evangelista. “Lo demostró no sólo por sus acciones milagrosas, sino por su resurrección de entre los muertos. Jesús dijo exactamente: ‘Yo y el Padre somos uno'(Juan 10:30)”.

Su muerte fue como salvador

La muerte de Jesús fue única también debido a los efectos que tuvo, señala Graham. “¡Su muerte no fue la de un mártir, su muerte fue como salvador!”

Él entró en el mundo por una razón:

“La razón era convertirse en el sacrificio final y completo por el pecado. Estamos separados de Dios y merecemos el juicio pero, en la cruz, Cristo tomó sobre sí nuestros pecados y nuestro juicio”, dice.

Anteriormente en otro artículo, Graham explica por qué el día de la muerte de Jesús se llama ‘Viernes Santo’.

“Es debido a que la muerte de Jesús no fue un error trágico o un accidente inesperado. Esta era parte del plan eterno de Dios para nuestro bien. El Hijo de Dios era perfecto y sin pecado. En la cruz todos nuestros pecados fueron transferidos a él. Él se convirtió en el máximo sacrificio por nuestros pecados”, dice el evangelista.

“Si Jesús nunca hubiera ido a la cruz, tú y yo no tendríamos ninguna esperanza de perdón. No tendríamos esperanza de vivir para siempre en la presencia de Dios. Porque él murió por nosotros, tenemos esperanza para el presente y para la eternidad”, agregó.

Recursos externos:

www.bgdailynews.com


COMENTARIOS