Sanando la Tierra

Jerusalén: terrorista huyó cuando invocó a Jesús

20 octubre, 2015 / adm / Iglesia y Ministerio

marike veldman

Un terrorista huyó cuando atacó a una anciana en un autobús en Jerusalén y ella invocó a Jesús. Mientras la acuchillaba el palestino le dijo ‘Alá es grande’, entonces ella invocó a Jesús y él salió corriendo.

Una anciana cristiana que fue apuñalada por los palestinos en Jerusalén sobrevive al clamar el nombre de Jesús.

La holandesa Marike Veldman fue atacada por los terroristas palestinos dentro de un autobús en Jerusalén la semana pasada y gritó a Jesús con la esperanza de sobrevivir. Y algo sucedió.

Marike, que ha vivido durante muchos años en Israel, fue en el autobús cuando entraron dos palestinos, armados. Uno de ellos portaba un arma de fuego y comenzaron a disparar a los pasajeros. El otro, con un cuchillo, empezó a acuchillar a la gente.

“Empezaron a gritar ‘Allahu Akbar’ (‘Alá es grande’). El hombre frente a mí me empezó a acuchillar, el otro hombre comenzó a disparar a otros pasajeros. La gente gritaba muy alto. Fue horrible, yo lloraba constantemente y dije: ‘¡Señor Jesús, Señor Jesús, ayúdame, ayúdame!’, dijo la mujer mayor, en una entrevista en la cama del hospital de Ein Kerem en Jerusalén.

Según el Christian Post, cuando Marike Veldman llamó a Jesús, el terrorista “huyó a la parte trasera del autobús”.

La anciana dijo que por su manera de ver, Dios la salvó de lo peor. Ella ha sido una enfermera, se recupera de los golpes, que le causaron un colapso pulmonar y heridas profundas en las manos y los hombros.

Nicole Jansezian, responsable de la organización cristiana ‘amigos de Shalva’, comentó sobre el caso y dijo que la anciana atacada es una voluntaria que tomó a su cuidado muchos niños en necesidad, israelíes y palestinos, durante el período en que vivió en Israel: “independientemente de sus etnias, ella tomó el cuidado de los niños, palestinos e israelíes árabes que proceden de circunstancias difíciles.

Eran hijastros, reconocidos oficialmente por el gobierno. Ahora, la comunidad cristiana está apoyando a esta víctima del ataque, dándole alimentación y orando con ella en el hospital.

www.christianpost.com

 
 

¿Qué te parece?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.