El Domo de la Roca “destruido” virtualmente

14 julio, 2013 | adm | Insólito

Domo de la Roca Israel

Publicidad ‘destruye’ un santuario islámico en Jerusalén

Israel quitó una publicidad donde el canciller del país, Danny Ayalon, exalta las atracciones turísticas de Jerusalén.

Se puede observar en un video digitalizado el simulacro de la destrucción del Domo de la Roca, un lugar sagrado para el mundo islámico.

¿Por qué el lugar donde está ubicado el Domo de la Roca es tan importante?

Porque es un monumento que se sitúa en la parte céntrica del Monte del Templo, contigua a la Mezquita Al-Aqsa.

Los musulmanes creen que la roca que se encuentra en el centro del santuario es el punto desde el cual Mahoma ascendió a los cielos para reunirse con Dios.

Para los judíos, es el punto donde se puso la primera piedra para la realización del mundo y donde dos mil años después (de acuerdo al calendario judío), allí Abraham estaría a punto de sacrificar a su hijo Isaac por orden de Jehová.

Allí fue erigido el Santo Santuario, la parte más sagrada del templo de Jerusalén.

La publicidad turística creada por el Ministerio de Exteriores de Israel fue retirada antes de lanzarla al aire debido al polémico extracto donde el Domo de la Roca colapsa y de sus ruinas se levanta el legendario Templo de Salomón.

Según los que produjeron el video, lo que buscaban era poder mostrar las raíces históricas de Jerusalén y precisamente por eso pusieron en la pantalla a su izquierda un contador regresivo de los años transcurridos.

Los expertos finalmente llegaron a la conclusión que el anuncio podría inducir a la desconformidad por parte de la comunidad musulmana y lo quitaron.

Algunos eruditos bíblicos creen que cuando el Domo de la Roca sea destruido y se reconstruya en su lugar el nuevo templo, el Anticristo entrará al recién construido Templo de Jehová en Jerusalén y se proclamará Dios en contra del cual blasfema.

Las Sagradas Escrituras indicarían que en los días del fin habrá un solo gobierno (el Anticristo), habrá una sola religión, una sola moneda y todo el mundo tendrá que aceptar que se coloque dicho número en su cuerpo para poder comprar o vender. (Ver Apoc. 13)

¿Qué te parece?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Política de Privacidad (GDPR)