Sanando la Tierra

De monje a líder cristiano

19 febrero, 2016 | adm | Iglesia y Ministerio

De monje a líder cristiano

Esta historia es de un niño maldecido, transformado luego de monje a líder cristiano.

Él nació para ser una maldición familiar, pero creció y se convirtió en una bendición para otros niños.

En octubre de 2015, Open Doors comenzó una campaña para el líder cristiano Dayaratne, de Casa de refugio Visión Agape, en Sri Lanka.

Después de ser identificado como el autor de actividades de varios niños, llegó a ser odiado por los monjes budistas de la región. «Mediante la realización de este trabajo con tanto amor y dedicación, durante 14 años, al menos, consiguió estar en la televisión, en la televisión nacional y esto provocó un sentimiento negativo de los monjes, que se podría decir que tenían celos por darse cuenta de que ese trabajo fue notado y aplaudido,» dijo uno de los analistas de la persecución.

«Pastoreo una iglesia en Kataragama en el sur de Sri Lanka. Mis padres, mis abuelos y hasta mis bisabuelos eran magos y mi papá solía hacer cosas malas. Mi madre se enteró que estaba embarazada de mí 2 meses antes de mi nacimiento. He oído que tan pronto nací, consultó la los astros y el horóscopo dijo que sería una maldición para la familia, por lo que pensó pronto mantenerme lejos.

Con 12 años de edad, fui enviado a un templo budista a ser sacerdote. Antes de eso, sin embargo, sabía lo que pensaban sobre mí y quería llamar su atención, entonces yo estaba haciendo cosas malas, como fumar, beber, inquietar a la gente durante la noche, lanzando piedras a las casas de los vecinos. Creo que, psicológicamente, estaba agitado, » dijo Dayaratne.

«En ese momento ya sabía acerca de Jesucristo, y yo pensaba que era un enemigo de Buda, por eso estaba contra los cristianos, luego sus casas fueron mis principales objetivos. Después que me convertí en monje, podía seguir siendo malo, pero de otra manera.

En el monasterio, cuando el viejo monje necesitaba algo como licor o drogas, él me hablaba a mí y así era muy conocido en el templo. Pero en 1998, todo eso cambió cuando conocí a Lionel Jayasinghe, el primer mártir cristiano de Sri Lanka. Budistas matones entraron en su casa y le dispararon, matándolo frente a su esposa. La razón era sólo una, él había presentado Jesús a muchas personas, incluyéndome a mí, «dice el líder y continúa:» el pastor Lionel fue la primera persona que me trató con respeto. Todo el mundo me vio como una maldición o un niño travieso, pero él me vio como una persona normal y me habló con amor. En sus palabras sentí paz y amor.

Él me abrió los ojos al cristianismo, luego me di cuenta de que cada cristiano tiene un estilo de vida diferente y un amor sorprendente para ofrecer y una increíble misión para cumplir”.

«Luego tuve mis primeras experiencias con Jesús, sentí que el pueblo cristiano me encantó y, con ellos, aprendí a orar. Cuando el pastor Lionel me llamó ‘hermano’, me conmovió. Me enteré de que iba a servir a un Dios vivo, por lo que yo quería ver a Dios, pero dijo que no era posible. Le dije que iba a ser un tonto para creer en un Dios que no podía ver y fue cuando preguntó: ‘hermano, ¿crees que aquí hay aire? ¿Puedes ver el aire?’ ‘Le dije que sí, porque a través de los árboles moviéndose podríamos sentir el aire’, por lo que explicó que podemos ver el resultado de la presencia de aire, pero no verlo, ni cuando toca los ojos. Fue cuando mi mente se abrió y pude entender.

Y me dio varios otros ejemplos, tales como la energía que pasa sin ser vista, pero es responsable del funcionamiento de muchas máquinas y aparatos. Es lo mismo con Dios, no podemos verlo, pero podemos contemplar a través de sus obras. Cada día vi un nuevo cambio en mi vida, dejé de beber, fumar, hacer cosas malas.

Hoy sirvo a Jesús, con todo el gozo que hay en mí y tengo un gran ministerio con niños. Me enfrento a muchas dificultades, pero veo grandes milagros y recuerdo siempre al pastor Lionel, quien evangelizó y mostró un camino de paz, luz y lleno con el amor de Cristo «, concluye.

www.portasabertas.org.br

¿Qué te parece?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *