Menú


Sanando la Tierra

Cristiano deja que sus clientes fijen el precio

Un dueño cristiano deja que sus clientes fijen el precio de la consumición en su restaurante en Carolina del Norte en un salto de fe que le ayuda a pagar las cuentas.

Dana Parris, dueña de Just Cookin diner de Gaston County, dice que sus entradas se han triplicado desde que dejó de cobrar a sus clientes un precio fijo – en su lugar les pide simplemente que paguen lo que ellos piensan que la comida vale.

Parris dijo que su plan de negocios poco convencional era su manera de poner a Dios en control. «Según Business 101, esto no tiene sentido, pero cuando finalmente dije ‘Sí’ a Dios, ha habido bendiciones en cada esquina.»

Ella tiene algunos clientes habituales, pero las ventas comenzaron a frenarse durante el verano. Se preocupaba por el problema y le pidió ayuda a Dios para salir del problema.

Cuando Dios finalmente habló con ella, no era la respuesta que Parris estaba esperando. «Dios sólo dijo: ‘¿Por qué no dejas que lo haga yo?'» Parris recordaba.

«Es fácil hablar, yo había dado a Dios el control de todo, excepto de la caja registradora.»

Just Cookin

Just Cookin

Parris dijo que ella luchó con la decisión por algún tiempo antes de seguir adelante con el plan «diga su precio».
La promoción se suponía que duraría una semana.

Después de su ingreso se triplicó, ella dijo que ella va a seguir tomando este salto de fe.
La mayoría de los clientes siguen pagando el precio completo de su comida.

Algunas almas generosas han pagado extra, mientras que otros han ofrecido a cubrir las comidas de desconocidos. «Todo el mundo está recibiendo el espíritu y ha sido increíble», dijo Parris.

Su nuevo plan de precios ha atraído a una parte de críticos que se quejan de que está usando la religión para promover su negocio.

www.huffingtonpost.com

Deje su comentario