Menú


Sanando la Tierra

Abuelo canta adorando a Dios en su cama de hospital antes de morir

Con 98 años de edad y una vida fiel a Dios, un abuelo canta su última canción de loor al Señor. Lo hizo rodeado de su familia. El video se hizo rápidamente viral en las redes sociales.

Un hombre de 97 años, se unió a sus seres queridos en el hospital la noche antes de morir.

Lo hizo para compartir un último momento de triunfo mientras cantaba una melodía del Evangelio para que todos oigan.

Un abuelo canta adorando a Dios como expresión de una vida rendida a Él

«Era un buen tipo, no estoy diciendo eso porque era mi padre, pero realmente era un tipo bastante sorprendente«. Dijo el hijo de Robert, Rick Walters, de 57 años, a la revista People. «Vivió su cristianismo, y fuimos a la iglesia desde que puedo recordar». Según relata People (1)

Walters siempre fue conocido como un trabajador que nunca dejó de estar activo.

Él trabajó en el ejército como operador de radio durante la Segunda Guerra Mundial. Y aun a su avanzada edad de 85 se lo veía cambiando el motor de su Toyota.

Robert, nunca tuvo miedo de hablar con nadie. Se casó con su novia Lorena en 1942 después de conocerla en un salón de baile, y permanecieron juntos hasta su muerte en 1996. La pareja tuvo tres hijos.

Robert sobrevivido varios ataques al corazón, perdió gran parte de su vista y tuvo que dejar de conducir su BMW rojo favorito, sin embargo, el ex carpintero se mantuvo fuerte en su corazón y su fe.

El abuelo canta motivado por su espíritu de fe

Robert hizo todo lo posible para mantener su espíritu enérgico hasta que empezó a sentirse mal a principios de enero. Cuando su salud continuó empeorando, se tomó la decisión de llevarlo a un hospital. Algo que el anciano de 97 años de edad, tuvo dificultad de aceptar.

«Fue muy, muy difícil porque lo tenían conectado con IV y todo el cableado», dijo Rick. «Se había deshidratado, y luego se puso enfermo y su corazón no pudo soportarlo».

Después de unos días en el hospital y con las cosas poniéndose graves, la familia llamó a los servicios de cuidados paliativos, el 11 de enero.

«La semana avanzaba y le quitaron la medicina porque era más o menos arruinarlo», continúa Rick. «Sabíamos que era el final de la vida».

Más tarde esa noche la familia y amigos fueron a «despedirlo». Allí estaban dos viejos amigos, uno de ellos su ex pastor. Con su hijo y los dos hombres, Robert y el trío cantaron la canción «Cuán grande es Él». Todo fue capturado en video (2).

La canción fue un momento muy emotivo y emocional durante lo que sería la última noche de Robert.

A la mañana siguiente, a la vuelta de la salida del sol, Robert dijo a Rick que estaba listo para salir del hospital. Unos minutos más tarde, Robert partió de la sala para estar con el Señor.

Recursos externos:
(1) people.com
(2) www.facebook.com


ESCUCHE ESTE ARTICULO AQUÍ

Deje su comentario